Páginas

22 de septiembre de 2012

Hojas secas

Hay un puñado de hojas secas
En el viento,
Arrastradas por un baile
De luz herida y polvo.

Rezan por la orfandad
De un filo
Cruel, por un hacha sin raíz
En la memoria de los días.

Crujen o gimen bajo el pie,
Como manos
O cabezas de dioses cortadas,
Con un temblor de despedida.

Sus viejos rostros buscan
En el barro
Una señal de paz
Para cerrar los ojos.

8 comentarios:

  1. Muy apropiado para el momento en que estamos.

    ResponderEliminar
  2. Sí, muy bonito para recibir el otoño... Aunque yo siempre le busco el significado oculto, el doble sentido, y en este caso me parece tan demoledor que prefiero ni apuntarlo aquí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias.

      Pues no te cortes. Caben muchas cosas en unas imágenes, aunque, cuando lo escribí, tres o cuatro años atrás, creo que pensaba, en general, en el paso del tiempo y en el machadiano "se canta lo que se pierde".

      Eliminar
  3. Hermoso canto al otoño y a la tristeza, todo junto. Recordar entre versos lo bello y efímero, es dejarse arrastrar por la emoción sin trabas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias.

      Quiero pensar que no canto a la tristeza, sino a lo que la produce.

      Eliminar
  4. De todas formas si eres capaz de cantar a la tristeza eso significa que es bueno para tu corazón...
    Besos y linda semana Juan Carlos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, no. Eso lo hicieron los Gabinete Caligari.

      Eliminar

Piénselo bien antes de escribir